Top 5 de los mejores cosméticos de farmacia recomendados para el otoño
15 octubre, 2020
El día internacional de la lucha contra el cáncer de mama
19 octubre, 2020

¿Qué son las manchas en la cara y cómo tratarlas?

¿Tienes manchas en la piel y no sabes por qué te han aparecido? ¿Deseas tratarlas y recuperar el buen aspecto de tu rostro? ¿Has leído esto con tono de anuncio de teletienda? Tranquilo, no queremos venderte un producto milagroso, que luego no dará los resultados prometidos. En VistaFarma sabemos lo importante que es mantener una piel bien cuidada, por lo que te vamos a dar toda la información disponible sobre las manchas en la cara. Además, no solo sabrás controlarlas y prevenir su aparición, sino que también descubrirás por qué aparecen y los efectos que pueden tener en tu día a día. ¡Quédate con nosotros y sigue leyendo para hacerte un experto sobre las manchas en la cara!

¿Qué son las manchas en la cara?

Al igual que en el resto de la dermis, la cara no está exenta de la aparición de manchas, pero ¿qué son? Las manchas en la piel son áreas donde el color de las células cutáneas es irregular con partes más claras o más oscuras. También es posible observar la piel moteada o veteada, lo que está producido por cambios vasculares en la piel que dan el aspecto de mancha. Esta sería la respuesta más extensa, pero para resumir te diremos que son: zonas del rostro que sufren una alteración en las pigmentación cutánea.

Ahora que ya sabes que son, es importante seguir adentrándonos en este mundillo y conocer más información. Por ello, esperamos que sigas con ganas de seguir aprendiendo y te quedes con nosotros.

¿Por qué aparecen las manchas en la cara?

Al conocer la definición de este problema, ahora hay que saber por qué se produce, ya que son los 2 pilares básicos para solucionar el problema. Por ello, desde VistaFarma te vamos a contar las razones por las que se puede producir la aparición de estas manchas en el rostro. Destacamos así:

  • Cambios en la producción de melanina
  • Proliferación de bacterias en la piel
  • Cambios en los vasos sanguíneos
  • Inflamación de la dermis por erupciones cutáneas
  • Factores genéticos
  • Exposición a radiación (por ejemplo, la producida por los rayos UVA y UVB del Sol)
  • Cambios en niveles hormonales
  • Infecciones por hongos

Estos son solo los motivos más destacados, y frecuentes, por los que puedes sufrir la aparición de manchas en tu rostro, o incluso en cualquier otra parte de la piel.

¿Qué es la melanina?

Puede que lleves escuchando hablar de ella durante todo el artículo, te hayas dado cuenta de lo importante que es, pero no sabes qué es. Puedes estar tranquilo porque vamos a explicártelo rápidamente. La melanina es un pigmento natural responsable del color de la piel y el pelo. Además, su función principal es proteger la dermis frente a los efectos adversos producidos por la radiación ultravioleta de la luz solar. Esto significa que cuanta mayor melanina tengas, más oscura será tu piel y mayor protección tendrás frente a los rayos ultravioletas. Por ello, las zonas con mayor intensidad solar (hemisferio Sur del planeta) tienen una población con mucha melanina, mientras que en las zonas de menor intensidad (hemisferio norte) se da el caso contrario.

Cabe destacar que la melanina es una sustancia producida por nuestro propio organismo a partir de componentes como los melanocitos, ubicados en la base de la epidermis y en los folículos pilosos.

Tipos de manchas en la cara

Tras nuestra extensa introducción informativa podemos enumerar los diferentes tipos de manchas en la cara que te puedes encontrar.

Manchas por hiperpigmentación

Este tipo de manchas se produce cuando la producción de melanina se descontrola, concentrando mayor proporción de este compuesto en zonas concretas de la piel, en lugar de una repartición equitativa. Destacan así:

  • Pecas: Son las manchas en la cara más comunes y muy fácil de reconocer. Su tamaño es reducido y tienen una tonalidad marrón.
  • Manchas de la edad: Son pequeños cambios de color en el rostro que aparecen como consecuencia del paso del tiempo. La gran mayoría de ellas son beningas.
  • Manchas solares: Producidas por una sobreexposición al sol, lo que altera la producción de melanina en la dermis.
  • Lunares: Conocidos por otros, se producen por un amontonamiento de melanocitos en zonas alternas de la dermis. Pueden ser de nacimiento o pueden aparecer en diversas etapas de la vida.
  • Melasma: Alteración que aparece, mayormente, en mujeres y que produce una variación del tono de la piel hacia colores pardos. Suele ser temporal y se resuelve de forma natural.

Manchas por hipopigmentación

Este tipo de manchas se producen de igual manera que las anteriores, pero su efecto es totalmente diferente. La alteración de la producción de la melanina produce una ausencia de la misma, lo que provoca pérdidas de tonalidad en las zonas afectadas. Destacan así:

  • Pitiriasis Alba: Son las manchas en la cara más comunes y se dan durante la niñez. Al aparecer producen la pérdida de pigmentación en zonas del rostro y se forman mediante 3 fases diferentes.
  • Vitíligo: Este tipo de mancha consiste en una enfermedad. Su presencia produce zonas blancas en la dermis, perfectamente delimitadas que presentan una ausencia total de pigmentación.

Una vez que puedes identificar el tipo de manchas que tienes en tu rostro, estás listo para el siguiente paso, descubrir cómo prevenirlas. Ahora que has llegado tan lejos, ¿te vas a ir sin infórmate adecuadamente?

¿Cómo prevenir las manchas en el rostro?

Una vez te hemos explicado cómo funcionan las manchas en la cara, por qué aparecen y los tipos, ha llegado el momento de ayudarte a prevenirlas. Por ello, en Vistafarma hemos hecho una fuerte labor de investigación para darte los mejores consejos posibles. Por ello destacamos los siguientes:

  • Incrementa el consumo de verduras, hortalizas y frutas que contienen antioxidantes y previenen el envejecimiento prematuro de la piel
  • Hidratarse de forma constante. Para ello, te recomendamos que lleves contigo una botella de agua
  • Utilizar protección solar al exponerse al Sol, o tomarlo con sombrilla
  • Elegir la crema solar adecuada para tu tipo de piel
  • Utilizar aftersun tras la exposición al sol, sin importar si has utilizado crema solar con alto factor de protección solar o no.

Ahora que ya conoces todo lo que necesitabas saber sobre las manchas en la cara y cómo prevenirlas, ¿a qué esperas para empezar a actuar en consecuencia? Recuerda que un buen cuidado facial requiere tiempo, rutina y no deseas resultados instantáneos. No te rindas y verás como los resultados acaban llegando.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *