¿Qué son y cómo afectan a la piel los radicales libres?
13 mayo, 2019
Consejos para cuidar tus lentillas
20 mayo, 2019

3 beneficios del aceite de parafina

Inoloro, de carácter aceitoso y líquido. La parafina es uno de los compuestos que más se utilizan a nivel cosmético. Si tienes la piel seca y quieres un extra de hidratación, sin dude, el aceite de parafina te ayudará a conseguirlo. Te contamos qué usos tiene el aceite de parafina y mucho más.

¿Qué es el aceite de parafina?

El aceite de parafina de farmacia también se conoce como queroseno o parafina líquida. Se trata de un hidrocarburo derivado del petróleo que se emplea en diferentes sectores, como la medicina y la cosmética.

Cuando el aceite de parafina se encuentra en un estado líquido, funciona perfectamente como hidratante para la piel. Además, se caracteriza por ser inoloro, de manera que muchas veces se le añaden esencias o aromas que complementan su acción sobre la piel.

Usos del aceite de parafina

El aceite de parafina es uno de los aceites más utilizados en el mundo de la cosmética. Esto se debe a su gran poder hidratante. Generalmente, cuando se adquiere una crema hidratante se espera que la piel quede suave y sedosa durante horas. Y eso es algo que ocurre tras utilizar en el cuerpo este producto.

En general, el aceite de parafina se utiliza tanto para hidratar la piel como cuando se realizan manicuras y pedicuras. Y es que su acción hidratante es perfecta para  suavizar las superficies más duras y rugosas de la piel, ya que elimina las células muertas.

Por otro lado, su acción no solo es hidratante, sino que es también regeneradora. Así que en caso de tener las manos y cutículas muy secas y las uñas dañadas, te podrías echar unas gotitas de este producto de manera diaria para repararlas.

Cuando la temperatura es muy baja, hay partes del cuerpo que sufren mucho el fío. Una de ellas son las manos. ¿Alguna vez las has tenido tan agrietadas que hasta te duelen? Si es así, puedes prevenir esta situación e incluso mejorarla cuando esto ocurra. Para ello puedes usar este aceite que gracias a su acción reparadora te ayudará a que tus manos vuelvan a su estado habitual.

Aunque su principal uso es para manos y pies, este compuesto, por las propiedades que hemos explicado, también resulta ideal para tratamientos de rehidratación para el rostro, ya que tiene la capacidad de devolver la suavidad y la firmeza a toda nuestra piel.

Sus 3 beneficios

Como casi todo en esta vida, el aceite de parafina de parafarmacia online reúne una gran cantidad de defensores y detractores. ¿Conoces los 3 mejores beneficios de este producto?

  • Elimina las células muertas. El aceite de parafina sirve para regenerar la piel. Tal es el caso que con su uso, este producto lo que hace es eliminar las células de la piel. Se puede utilizar tanto para hidratar la piel o recuperar zonas que se han agrietado debido a factores externos, a la sequedad o al frío del ambiente.
  • Calma los dolores musculares. Cuando se masajea la piel con aceite de parafina lo que se está haciendo es que éste penetre mejor en la dermis. Sus propiedades regeneradoras y calmantes suponen también un alivio para aquellas personas que padezcan de dolores musculares y necesiten alivio.
  • Estimula la circulación. El aceite de parafina es excelente también para ayudar a aquellas personas que tengan problemas circulatorios. Es muy utilizado por los especialistas médicos y terapeutas físicos, para calentar una parte del cuerpo con las manos. Cuando las manos son sumergidas en una bañera que contiene aceite de parafina, los tejidos de la mano se calientan aprovechándose para someter al paciente a una sesión de terapia más efectiva.

Aceite de parafina y sus efectos secundarios

Pero no todo es color de rosa cuando se habla del aceite de parafina. También tiene efectos secundarios. Por ponerte un ejemplo, al tratarse de un aceite también se comercializa para consumo humano. Sin embargo, este aceite aporta el 90% menos de calorías que el resto de los aceites vegetales.

¿Qué quiere decir que la parafina aporte menos calorías? Pues que no es tan nutritivo como otros productos.

Y es que este aceite en estado líquido, en ocasiones se puede emplear como condimento alimenticio siempre y cuando, las cantidades que se utilicen sean muy pequeñas. Se aprovecha como conservante alimenticio para que, permita mantener la calidad de los alimentos durante más tiempo.

Además de eso, a veces no se aconseja su uso debido a sus contraindicaciones y posibles efectos secundarios. Y es que el aceite de parafina también puede provocar inflamaciones, si se consume de manera desmesurada, incontinencia anal, adelgazamiento moderado, náuseas e incluso vómitos. Visto el panorama es mejor ir a lo seguro cuando se trate de cocinar con aceite que recurrir a productos que pueden provocarte molestias o malestar a la larga.

 

Comments are closed.